martes, 19 de marzo de 2013

Mildiu y Alternaria, enemigos habituales en patata

El mildiu y la Alternaria constituyen las dos principales enfermedades fúngicas que cada año amenazan al cultivo de patata. Su prevención y control comienza ya en el momento de la siembra, con aspectos como la preparación del terreno o la elección de la variedad, y debe proseguir durante todo el ciclo de cultivo con los tratamientos fitosanitarios necesarios y con adecuadas prácticas de manejo en aspectos como  fertilización o riego.
 
Para conocer cómo han de ser las buenas prácticas en la prevención de mildiu y Alternaria, hablamos con las cooperativas Aranpino (Salamanca) y Garlan (Álava), con Patatas Beltrán (Albacete) y con la investigadora Raquel Marquínez, jefa del Laboratorio de Analíticas Vegetales de Neiker-Tecnalia (País Vasco) y representante estatal en la European Association for Potato Research.
Tanto el mildiu, ya un viejo conocido del agricultor, como la Alternaria pueden ocasionar graves pérdidas en los cultivos si no se controlan de forma eficaz. La prevención ha de comenzar ya en la fase de preparación del terreno, sobre todo en lo que respecta al mildiu. “Una de las principales cuestiones a tener en cuenta en la prevención del mildiu radica en el control de la fuente de inóculo. De dónde viene el hongo o cómo sobrevive”, apunta la investigadora Raquel Marquínez. “El hongo que produce el mildiu, a diferencia del de la Alternaria, se caracteriza por su especificidad. Ataca fundamentalmente a la familia de las solanáceas (patata y tomate, ), no a otras especies, por lo que resulta muy importante controlar que en la parcela no haya rebrotes de otros años. Los restos de desecho, como patatas en mal estado de la campaña anterior, habrá que enterrarlos también en un lugar alejado de la parcela”.
 
Controlada la fuente de inóculo del mildiu, de cara a retrasar en lo posible la aparición de la enfermedad, el segundo punto a considerar pasa por conocer los requerimientos que necesita el hongo para su propagación. “Las condiciones para su desarrollo se dan cuando durante 48 horas se producen dos periodos de al menos 11 horas con más de 10º de temperatura y un 90% de humedad. Son condiciones que generalmente ocurren en noches húmedas o días con lluvias”, explica Raquel Marquínez.

Fuente: http://www.agroquimica.es/mildiu-y-alternaria-enemigos-habituales-en-patata

0 comentarios:

Publicar un comentario