martes, 17 de marzo de 2015

Identifican en España la presencia de la raza Blue13 del hongo causante del mildiu en la patata


Vista previa
Resumen:
Científicos del Instituto Vasco de Investigación y Desarrollo Agrario, NEIKER-Tecnalia, han realizado el estudio de la estructura genética de Phytophthora infestans -causante del mildiu de la patata- y han identificado por primera vez en España la existencia del genotipo Blue13 (13_A2).

Contenido:
La identificación se ha llevado a cabo mediante genotipado con marcadores microsatélites (SSR). El hallazgo es fruto de los resultados obtenidos en la tesis doctoral del ingeniero agrónomo Néstor Alor, presentada en la Universidad de Lleida y dirigida por el Dr. José Ignacio Ruiz de Galarreta.
La raza Blue13 de Phytophthora infestans es el genotipo más agresivo presente actualmente en Europa y se ha detectado en campos de patata de las provincias de Álava, Orense y Tenerife. El hongo causante del mildiu se encuentra en constante evolución y está formando variantes más virulentas y agresivas que las existentes hasta hace pocos años. Este hecho implica que la enfermedad sea cada vez más difícil de combatir y controlar por parte de lo los productores de patata.
Los investigadores de NEIKER-Tecnalia han identificado, además, dos variantes denominadas ‘Misc’, halladas en muestras procedentes de Álava y Cádiz. Estas variantes no coinciden con ninguna otra raza descrita hasta la actualidad en Europa, lo que podría significar que se hayan originado mediante recombinación sexual de los dos tipos de apareamiento existentes (A1 y A2). El posible cruce entre los dos tipos sexuales del hongo implicaría un cambio importante en la epidemiología del patógeno en España. Uno de los aislados identificados como ‘Misc’procede de la prospección realizada por un Laboratorio de Producción y Sanidad Vegetal de la Junta de Andalucía ubicado en Sevilla.
Nuevas razas más agresivas y resistentes
NEIKER-Tecnalia, por otra parte, está detectando en los últimos años nuevas razas fisiológicas del patógeno, con una agresividad no observada anteriormente y resistentes a determinados principios activos de los fungicidas que se emplean actualmente para combatir la enfermedad. También se observa que las nuevas razas, a su vez, se están adaptando a situaciones climáticas adversas, lo que les permite ampliar su espectro de acción en condiciones en las que anteriormente no se desarrollaban.
Estos cambios en las poblaciones de P. infestans deben influir directamente en una mayor concentración de esfuerzos para el desarrollo de nuevas variedades de patata resistentes el mildiu. Al mismo tiempo, resulta necesaria la existencia de sistemas de alerta de la enfermedad mediante estaciones de aviso, así como la aplicación eficaz de productos fitosanitarios. En este sentido, se hace imprescindible la combinación de diversos principios activos para evitar la aparición de resistencias en el hongo, que se derivan principalmente del uso repetido de la misma materia activa.
Prospección en ocho provincias
El estudio se ha llevado a cabo con muestras de P. infestans procedentes de ocho provincias españolas productoras de patata: Álava, Cádiz, Córdoba, Ciudad Real, Jaén, Orense, Tenerife y Sevilla. Los análisis se han realizado en colaboración con el grupo de investigación Euroblight (http://euroblight.net), el cual lleva a cabo el proyecto “Potato blight mapped in Europe”. En esta iniciativa participa NEIKER-Tecnalia junto a centros de gran experiencia en investigación de patata, como el Instituto James Hutton de Escocia y la Universidad de Wageningen en Holanda.
Neiker-Tecnalia continuará durante este año la prospección en otras áreas de importancia del cultivo de la patata, hasta ahora no muestreadas, con el fin de completar el mapa de todas las zonas de producción en España. Se pretende, asimismo, ampliar el estudio a otras especies de gran importancia económica, como el tomate, otro de los principales cultivos hospedantes del mildiu. La prospección contribuirá al conocimiento más profundo de la evolución y epidemiología de la enfermedad y, con ello, a mejorar las estrategias de control de este patógeno.
Fuente:

0 comentarios:

Publicar un comentario